sábado, mayo 31, 2014

Imaginé que era su voz, sus labios...

Federico terminó su carta con unos puntos suspensivos dolorosos...

4 comentarios:

  1. El Cuaderno del Alma1 de junio de 2014, 5:39

    Quieres dejarme con las ganas de leer en serio...

    ResponderEliminar
  2. Casi casi consigues hacer el cuento mas corto del mundo. Eso aparte, la verdad me quede con la mosca de querer saber el principio, o mejor dicho el contenido de la carta, incluso las razones. Creo que pido mucho xD

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Hola! En realidad no estás pidiendo mucho, será un gusto para mí traer después la carta de Federico completa, aquí solo buscaba precisamente decir mucho con poco. ¡Gracias por pasar, un abrazo!

      Eliminar
  3. Intentaré no hacerlo :) ¡Gracias por pasar! ¡Un abrazo!

    ResponderEliminar